Grupo de Cádiz

Grupo de Cádiz

Uno de los principales objetivos del 1º Encuentro Nacional de Abogados TIC celebrado el 28 de Octubre en Cádiz, como eventocomplementario al X Congreso Nacional de la Abogacía en el marco de los actos de conmemoración del bicentenario de la Constitución de 1812, ha sido convocar a todos aquellos abogados cuya actividad guarde relación directa o indirecta con la Sociedad de la Información y el mundo de las Tecnologías de la Información y la Comunicación para promulgar la primera Declaración a nivel europeo sobre Digitalización de la Abogacía que será posteriormente trasladada al Consejo General de la Abogacía Española.

Ver vídeo de la mesa: “Hacia una Abogacía 2.0”

A continuación se transcribe la Declaración del ENATIC.

DECLARACIÓN DE LA ABOGACÍA EN LA ERA DIGITAL

PREÁMBULO

Hoy, viernes 28 de Octubre de 2011 en la ciudad de Cádiz, se celebra el 1º Encuentro Nacional de Abogados TIC como evento enmarcado dentro del X Congreso Nacional de la Abogacía en conmemoración del bicentenario de la Constitución de 1812.

Dos siglos después, ante el vertiginoso avance de la Sociedad de la Información y el Conocimiento, un representativo grupo de Abogados especializados en Derecho de las Tecnologías de la Información y la Comunicación deciden reunirse con el propósito de plantearse cuál va a ser el papel de la Abogacía ante la Nueva era Digital en medio del imparable proceso de “Digitalización del Derecho” y la “Recodificación del Ordenamiento Jurídico” en un mundo conectado y globalizado.

Aprovechando dicha efeméride, han sido llamados a la participación a todos aquellos abogados cuya actividad guarde relación directa o indirecta con la Sociedad de la Información y el mundo de las Tecnologías de la Información y la Comunicación con la finalidad de redactar y firmar la primera Declaración Europea sobre la Abogacía en la Era Digital y poder establecer las primeras bases para un futuro Plan de Digitalización de la Abogacía.

Los aquí firmantes, mediante esta declaración, dan un primer paso en el que sin duda será un largo y apasionante camino hacia la Digitalización de la Abogacía.

Declaración de la Abogacía en la Era Digital

Considerando que estamos viviendo una auténtica revolución propiciada por la globalización y que nos encontramos ante una nueva Era Digital.

Considerando que el desarrollo de la Sociedad y de la Economía en un mundo globalizado va a depender en gran medida de un adecuado, justo y proporcionado despliegue de la Sociedad de la Información y del Conocimiento.
Considerando que la Sociedad de la Información y del Conocimiento, y el acceso a Tecnologías de la Información y la Comunicación forman parte esencial del libre desarrollo de la personalidad.
Considerando que Internet es una parcela de la realidad, y que para garantizar el libre ejercicio de los derechos fundamentales y las libertades públicas debe ser jurídica y técnicamente segura.
Considerando que debe garantizarse a todas las personas un acceso básico e irrenunciable a las tecnologías de la información y la comunicación, incluyendo Internet, con el fin de minimizar los efectos de la exclusión digital.
Considerando que existe un alto grado de desinformación de las implicaciones derivadas del uso de las tecnologías de la información y la comunicación, así comodel acceso a Internet.
Considerando que los ordenamientos jurídicos actuales tienen un complejo reto, de difícil abordaje, en relación a la solución de los conflictos y controversias digitales.

Los firmantes de esta declaración reunidos en el primer Encuentro Nacional de Abogados de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (ENATIC) manifiestan:
I.- Que la Abogacía debe conocer en profundidad las reglas técnicas y jurídicas que gobiernan el desarrollo de las relaciones interpersonales, de negocio y de los poderes públicos cuando estas se sustentan en las Tecnologías de la Información y la Comunicación.
II.- Que la Abogacía debe ser consciente de que el uso de las Tecnologías de la Información y la Comunicación, en especial el acceso a Internet, son una parcela de la realidad, de manera que lo que pasa en Internet produce efectos en la realidad fáctica y viceversa.
III.- Que la Abogacía debe ser parte activa en el desarrollo de la Sociedad de la Información y del Conocimiento, fomentando un uso responsable de las tecnologías.
IV.- Que la Abogacía debe aceptar que el Derecho Digital es una materia multidisciplinar, en la que necesariamente van a concurrir diferentes perfiles profesionales.
V.- Que la Abogacía deberá aplicar sus principios deontológicos a la realidad digital.
VI.- Que la Abogacía debe asumir que se enfrenta al complejo reto de desarrollar las bases que promuevan la codificación del Derecho Digital.

VII.- Que el abogado digital no solo debe ser capaz de asesorar a sus clientes en materia de Derecho Digital, sino que también debe aprovechar las tecnologías de la información y la comunicación para desarrollar su actividad profesional.

VIII.- Que el abogado digital debe aplicar en la gestión de su conocimiento criterios relacionados con el software social: comunicación, comunidad y cooperación.
IX.- Que el abogado digital debe formarse continuamente y mantenerse actualizado en cuestiones tecnológicas, del mismo modo que lo hace en las cuestiones jurídicas.
X.- Que el abogado digital debe ser consciente de los riesgos que conlleva el uso de las tecnologías de la información y la comunicación para poderlos gestionar adecuadamente.

Por todo ello los firmantes de esta declaración apoyan los principios que subyacen en esta declaración y se comprometen con los fines que persigue, animando a que los profesionales del derecho, de forma individual o colectiva, y las instituciones públicas y privadas relacionadas con el desarrollo y aplicación del derecho, se sumen a esta iniciativa llevando a cabo acciones que permitan alcanzar los siguientes objetivos:

1.-Difundir conocimiento y fomentar la formación orientada tanto hacia la inmersión digital como hacia la digitalización de las especializaciones, promoviendo la consolidación de un Derecho Digital como tal, cuya enseñanza garantice la capacitación de los nuevos profesionales que se incorporen al mercado profesional de la abogacía.
2.- Impulsar la cultura de I+D+i a través de laboratorios en Derecho Digital que permita a la abogacía posicionarse como referente doctrinal en la materia.
3.- Defender los Intereses profesionales de nuestro colectivo en todas aquellas actividades relacionadas directa o indirectamente con el Derecho Digital.
4.- Establecer relaciones estratégicas dirigidas hacia estamentos políticos y hacia otras instituciones y colectivos relacionados con la Sociedad de la Información.
5.- Potenciar las herramientas de comunicación y difusión tanto a través de medios digitales como analógicos y a través de la organización de eventos de alcance local, nacional e internacional.
6.- Participar con todos los estamentos de la Justicia para implicarse en el desarrollo de un sistema judicial más eficaz y efectivo mediante el uso de las tecnologías de la información y comunicación.
7.- Aproximar los ciberderechos a los derechos humanos.
8.- Crear puentes para la consolidación de los derechos fundamentales de cuarta generación donde la libertad de expresión, el derecho a la información y los derechos a la intimidad y protección de datos sean los principios garantes de la dignidad de la persona en el mundo digital.
9.- Garantizar el desarrollo de la personalidad de los ciudadanos en igualdad de condiciones a través de la promoción del acceso al conocimiento y la protección de la propiedad, en sus diferentes y nuevas formas, como impulsores del progreso de la sociedad de la información.
10.- Establecer puntos de encuentro y colaboración entre las diferentes esferas del conocimiento para analizar las posibles consecuencias futuras del desarrollo de la Sociedad de la Información y del Conocimiento en el ámbito social y jurídico.

Cádiz, 28 de octubre de 2011